cases_de_binifabini_casas_rusticas_en_menorca_

ELs noms dels llocs

Els noms de lloc

 Degut a la gran procedència de noms de llocs de Menorca que començen per Bini-, i degut a que moltes de les persones que estan al nostra Hotel Rural ens demanen que significa, hem volgut fer una breu explicació:

La toponímia del camp menorquí és un dels instruments més interessants per al coneixement de l’evolució de l’explotació agrícola i una font importantíssima per conèixer una part de la seva història.

A Menorca, un reduït grup de marques toponímiques es reparteixen la majoria dels llocs (explotacions) del camp de l’illa, les representades pels prefixs o introductors següents: bini-, son, torre, al- i rafal.

Bini- és un prefix d’origen àrab que equival a “fill de…” i que s’utilitza com a indicador patronímic, de manera que el que segueix correspon a un nom propi, personal o col·lectiu; és a dir, un prenom o el nom de família o, més probablement. d’un llinatge. Alguns autors han suggerit que la majoria dels noms iniciats per ‘bini’ a les Balears correspondrien a llinatges (o clans) berbers. En èpoques més recents s’han anomenat alguns llocs utilitzant el prefix ‘bini’ sense que la continuació correspongui a un patronímic, en un intent de voler-lo assimilar a noms antics (p. e. Binibò).

biniati-nou

Son és la contracció de “açò d’en” i, per tant, el nom que segueix és el d’una persona, normalment el pagès que tenia el domini útil del lloc. Probablement la majoria de llocs antics que tenen un nom que comença per ‘son’ corresponen a assentaments del període posterior a la conquesta catalana; però en molts casos el nom de persona han anat canviant en funció dels canvis de persones o famílies que han ocupat el lloc (com a domini útil o com a propietat).

Torre sol indicar habitualment un lloc que tenia alguns tipus de fortificació, i sol anar seguit del nom de l’ocupant del lloc (Torre d’en Quart, Torre d’en Saura…); però a vegades el nom correspon a un nom anterior a la conquesta o de difícil identificació (Torrellafuda, per exemple) o bé a un aspecte del lloc (Torralba = torre blanca).

Al- és un prefix que equival a l’article àrab. En alguns casos ‘al’ forma part de noms àrabs que tenen ells mateixos una significació genèrica, que s’ha mantingut en el nostre llenguatge (Alqueria, Alcúdia). Alguns noms de lloc iniciats per ‘al’ podrien ser també formes arabitzades de noms més antics (Algendar, Alpútzer). També hi ha deformacions populars que a vegades amaguen el seu origen (p. e. Alanzell  Lanzell, que avui alguns escriuen l’Enzell, per hipernormalització).

Rafal és el terme àrab que designa “finca”, “propietat”, en el sentit de “lloc d’explotació agrària”. La continuació pot ser un nom de persona, però no necessàriament.

Si agafam com a referència el capbreu de 1600 (reproduït en el quadre elaborat per Murillo, Meloussa, núm. 1, 1988), en el qual consten 340 llocs que corresponen a 258 topònims diferents, podem comprovar que el més estès és ‘bini-‘ (64), seguit de ‘son’ (30), ‘al-‘ (24), ‘torre’ (21) i ‘rafal’ (19). Entre aquests cincs introductors representen més de la meitat dels noms de lloc de l’època, però la seva distribució és desigual. Així, mentre als termes del centre i llevant (Alaior, es Mercadal/Santa Àgueda i Maó) predominen els topònims introduïts per ‘bini-‘, a ponent (Ciutadella) predominen els introduïts per ‘son’ i ‘torre’. En aquesta distribució s’hi pot veure un element de significació social, perquè el grup social i econòmic més alt tendia a posar el seu nom al lloc. En qualsevol cas, sembla evident que l’estructura agrària bàsica del camp menorquí és una herència de l’època islàmica (àrab/berber), si ens atenem als noms dels llocs.

Tota la informació està extreta de: culturapopularmenorca.cat

levis-logo

Porque los pantalones tejanos Levi’s se llaman Levi’s?

levis-retrato

Levi Strauss (Löb Strauß en idioma alemán; Buttenheim, Baviera, 26 de febrero de 1829 – San Francisco, California, 26 de septiembre de 1902) fue un empresario judío fundador de Levi Strauss & Co, uno de los mayores fabricantes de prendas de vestir en el mundo.

Criado en Baviera, en 1847 emigra a Nueva York junto con dos hermanas y su madre, donde son recibidos por familiares maternos. Se traslada a San Francisco en 1853 para abrir una pequeña tienda de mercería, que crece hasta convertirse en un próspero negocio.

Levi Strauss & Co fue la primera compañía en la historia en producir pantalones vaqueros. En 1872, Jacob Davis, un sastre nacido en el seno de una familia judía de Riga, quien le compraba regularmente prendas a Levi, le comunicó a éste el inconveniente que presentaban sus pantalones: los bolsillos se descosían fácilmente con el duro trabajo de la mina. Ambos encontraron una posible solución: reforzar las esquinas de los bolsillos con remaches. Le sugiere que juntos soliciten la patente del proceso y el 20 de mayo de 1873 llega la concesión de esta y de la marca registrada de EE.UU. Así nacía oficialmente el primer pantalón remachado de Levi´s y se inicia la producción de la prenda de vestir más fabricada de todos los tiempos: el jean o vaqueros.

El anagrama que aparece en la etiqueta que hay en el dorso gran mayoria de estos pantalones, para indicar la talla y modelo, es aún el mismo con el que se fundó la empresa. Dos cavallos tirando, em direcciones opuestas, de unos pantalones Levi’s, para recalcar la gran resistencia de estos, ya que eso era lo que necesitavan los mineros de aquel entonces.

levis-2-cavallos

Fallece a los 73 años, el 26 de septiembre de 1902. Sus sobrinos heredan el negocio, que permanece activo hasta nuestros días. En 2008, Levi Strauss cerró su última fábrica en los EE.UU. para trasladar toda su producción a países del tercer mundo, donde la mano de obra es más barata.

No tenemos que confundir con Lévi-Strauss, el antropólogo francés.

levis-620x349

silencio

La importancia del silencio

Ya hace un mes más o menos salió en el periodico El País este artículo que habla sobre la importancia del silencio en nuestra vida. Para nuestro hotel en Menorca, el silencio es algo importantísimo, algo esencial. Y nuestra isla es perfecta para gozar de este bién que en nuestros dias empieza a ser escaso.

Nuevos estudios indican y aseguran que el silencio tiene claros beneficios para la salud del cerebro y del corazón. “Ni la mejor canción del mundo iguala el poder de la quietud”

En una sociedad en que todo nos avisa (móvil), nos informa y sobre informa, nos sobre-estimula y nos bombardea a ruidos, el silencio, la quietud y la tranquilidad cobran una importancia esencial.

Por favor, lean este artículo.

morvedra-foto-antigua

Pequeña historia de Morvedra

La primera noticia de la existencia del predio de Morvedra es del año 1600 más o menos. Según el libro becerro o cabreo (“capbreu” en catalán) de dicha época, publicado parcialmente por A. Ramis (s.XIX) y por A. Murillo (1994), la alquería llamada Morvedra del termino de Ciutadella era, a principios del siglo XVII, una tierra de realengo (cuyo señor jurisdiccional es el mismo rey) que disfrutava como enfiteuta, por establecimiento, un payés o campesino llamado Pere Juaneda. La finca tenia una carga de 54 libras. Los límites eran, de este a oeste: La Pabordia, ALpare, So n’Arnau Alzina, Son Tica, Lloc del Pou, Sant Joan, Binipati, Cavalleria i Torre Trencada.

La segunda noticia es de 1713, de un informe inglés sobre la propiedad rústica de Menorca. Según una copia de este documento, la alquería de Morvedra era en esa epoca de Llorenç Arguimbau y se le atribuyen unos rendimientos de 190 libras y 27 cuarteas de trigo (“quarteres de blat”).

A principios del siglo XIX, según J.Ramis, solamente había un Morvedra pero cuando se hace el amillaramiento hacia el 1860, primer catastro moderno de Menorca, ya había un Morvedra Vell y un Morvedra Nou. El primero, en el este, tenía 104 hectareas, de las cuales eran cultivadas 88. El segundo, el Nuevo (“Nou”), en el oeste, tenía 113 hectareas, 83 cultivadas. Los límites de Morvedra Nou eran: al este Morvedra Vell. Al sur Son Piris y Son Tica. En el oeste Lloc del Pou, Sant Joan y Binipati Vell. Al norte La Trinitat y Els Canavallons.

En el catastro de 1960 Morvedra Vell aparece como propietario Tomàs Vivó Salort. Morvedra Nou de Antonio Vivó Triay.img_3122img_3123

Captura-de-pantalla-2016-06-30-a-las-17.34.52

Junker 88

El 24 de febrero de 1943 el avión alemán Junker JU-88 que venía de bombardear Argelia y se dirigía a Mallorca desvió su rumbo y se quedó sin combustible sobre la zona de la Illa de l’Aire, donde tuvo que hacer un aterrizage forzoso. Sus tripulación sobrevivió y fué salvada, pero el avión se undió y fue totalmente olvidado hasta el año 2014.

El avión está situado a poco más de media milla de la costa y a unos cinco minutos de navegación de S’Algar. Aunque algunos buceadores sabían de su existencia, hasta septiembre del 2014 no fue “lanzado al estrellato”. Así que se trata de una joya recientemente descubierta para el buceo. Está situado a -47 metros de profundidad en un fondo arenoso en posición de vuelo.

Aquí podeis pedir información para visitarlo

Aquí la noticia del periódico Menorca del 2014

Bundesarchiv_Bild_101I-417-1766-03A,_Flugzeug_Junkers_Ju_88

Este era el avión original
mapa_antiguo_menorca

Nura y diferentes nombres con los que se ha denominado la isla de Menorca

Cuando ya comenzaba a declinar el esplendor de la cultura talayótica, Menorca fue visitada por pueblos extraños que, ya en esa época histórica, atravesaban el Mediterráneo, unos llevados por su afán comercial (fenicios y griegos) y otros por su deseo de conquista (cartagineses).

Los fenicios, estos arriesgados navegantes que cruzaban el “Gran Mar” (Mediterráneo) para llegar a las codiciadas minas de Tarsis (Huelva), fueron los primeros en dar nombre a nuestra isla. La llamaron Nura, nombre derivado de “nur”, que en lenguaje fenicio equivale a fuego. Cuando de noche las naves fenicias pasaban cerca de nuestras costas, veían brillar fogatas en los lugares altos, en las cumbres de los talaiots, en los reductos guerreros situados en los acantilados inaccesibles.

Los griegos de focea, el nombre de “meloussa”

En el siglo V a.C. otro pueblo de navegantes salió de su Focea natal para recorrer todo el Mediterráneo occidental fundando factorías designándolas con el sufijo “oussa”.

Según Avieno, corresponde a Menorca el nombre de Meloussa, derivado de “melon”, ganado. Es el primer indicio de la gran riqueza ganadera de la isla.

Jamma y Maghen

Según la mayoría de los autores, fueron los cartagineses los que fundaron y dieron nombres a las dos más antiguas ciudades menorquinas: Jamma (Ciutadella) y “Maghen” (Maó).

“Jamm” en las lenguas semíticas, propias de fenicios y cartagineses, significa “mar” y también “poniente”, por la situación del Mediterráneo respecto a Palestina. Por tanto “Jamma” significa “lugar occidental”, “ciudad de poniente”. Incluso actualmente se designa al término de Ciutadella -extremo occidental de la isla- con el nombre de “es cap de ponent” (el extremo de poniente).

“Maghen”, en lengua semítica, significa “escudo”, y por extensión “protección”, “defensa”. Es plausible que esta referencia se haga por el magnífico puerto mahonés, donde las naves de Cartago hallarían, como las escuadras de todos los tiempos, su mejor protección y defensa.

1024px-rutas_comerciales_fenicias-es-svg

Processed with VSCO with f2 preset

Vino Iamotanum

La viña se encuentra en la finca Sa Marjaleta, a unos 9 km al sur de Ciutadella y a tan solo 5 km de nuestro hotel rural. La finca produce sus vinos bajo el nombre de Iamontanum, palabra derivada de Iamona, el nombre romano de Ciutadella de Menorca.

En total se cultivan 2 hectáreas de viña en espaldera con presencia de las variedades de syrah, tempranillo (para tintos) y viogner (para blanco). La parcela tiene una ligera pendiente hacia el sur, que la protege de los fuertes vientos del norte y le proporcionan un buen drenaje y muy buena insolación, lo que favorece la maduración de la uva.

Para la bodega se remodeló la queseria de la finca. Ls primeras botellas salieron al mercado en el 2010, aunque se plantaron las primeras cepas en 2006. La producción es muy pequeña pero muy bién cuidada.

Se pueden solicitar visitas concertadas llamando al teléfono 971 38 57 37.